El venezolano Greivis Vásquez dialogó con Álvaro Martín en el programa de Vidas NBA, el cual es un podcast difundido a través de las cuentas latinoamericanas de la NBA, y dejó uno de los títulos del miércoles.

El armador habló sobre sus inicios, su carrera profesional y al hablar de los Toronto Raptors rememoró el traspaso de Rudy Gay, señalando que a partir de este se fundó la base ganadora de la franquicia. Una afirmación que puede sonar totalmente alocada si es sacada de contexto, pero que es una gran verdad si es analizando dentro del orden cronológico que tuvo la franquicia canadiense.

Para entenderlo hay que comprender el antes, el durante y el después del paso de Vásquez por los Raptors.

Antes: cinco años sin Playoffs

Foto: Diario Marca.

Masai Ujiri, el actual Gerente General, llegó a los Toronto Raptors el 31 de mayo del 2013, luego de ser electo como el Ejecutivo del Año por su gran trabajo en los Denver Nuggets. El nigeriano dejó al tercer mejor equipo del oeste, que fue sorprendido por los Golden State Warriors en la primera ronda de los Playoffs de aquel año, para sumarse a la entidad canadiense, que venía de finalizar décima en el este con una marca de 34-48.

Durante esa campaña 2012-13, más precisamente en enero del 2013, Toronto hizo la apuesta de firmar a Rudy Gay, una de las estrellas de la liga en ese momento, a través de un traspaso a tres bandas. El alero hizo historia al anotar 78 puntos entre sus primeros tres partidos de la franquicia, pero su estilo de juego similar al de DeMar DeRozan lo hizo incompatible con el escolta (ahora ambos comparten equipo en San Antonio Spurs). Así, la franquicia no pudo dar el salto de calidad esperado y volvió a quedarse fuera de los Playoffs por quinto año consecutivo.

Para empezar a torcer el rumbo de la franquicia, Ujiri tomó como primera medida deshacerse del sobrepago Andrea Bargnani para el arribo de tres jugadores de rol como Steve Novak, Marcus Camby y Quentin Richardson. No obstante, Toronto jamás encontró el funcionamiento ideal entre sus titulares, perdiendo 12 de sus primeros 19 juegos, incluyendo cinco de manera consecutiva en la previa de la victoria sobre Los Ángeles Lakers en la jornada del 8 de diciembre, ya sin Rudy Gay.

Durante: en el podio del este

Aquel 9 de marzo del 2013, Ujiri tomó una decisión controversial. El Gm decidió traspasar a una estrella como Rudy Gay (junto a Quincy Acy y Aaron Gray) a los Sacramento Kings a cambio de jugadores de rol como Greivis Vásquez, Chuck Hayes, John Salmons y Patrick Patterson. No hubo picks, ni resarcimiento financiero. Una locura por aquel entonces.

Sin embargo, como casi todo lo que hizo Ujiri en la década, fue un movimiento acertado. La organización no halló referentes, pero si hombres capaces de reforzar su segunda línea, dándole a los mejores la chance de poder tomar aire y volver a la cancha en los momentos decisivos. Con el aporte de los cuatro ‘discutidos’, el equipo ganó 14 de sus primeros 20 juegos tras el traspaso.

En términos individuales, la salida de Rudy Gay llevó a Terrence Ross a ser considerado el alero titular y promediar 12 puntos por encuentro con un 40% de efectividad desde lejos. A su vez, Patrick Patterson se volvió el sexto hombre del equipo y rotó con Amir Johnson para aportar 9,1 puntos, 5,1 rebotes y 0,9 robos en 23,3 minutos. Además, Vásquez promedió 9,5 puntos para ser la principal opción a la hora de rotar con Kyle Lowry, mientras que Salmons lo fue con Ross y Hayes se volvió un líder del vestuario junto a un buen aporte defensivo en 12,8 minutos por juego.

A medida que la temporada se fue desarrollando, Casey le encontró la vuelta al plantel, que saltó del 22º puesto del rating defensivo de la 2012-13 a ser un Top 10 y mejoró su net rating de un -1,93 de la campaña pasada a un 2,89. También, pasó de ser uno de los peores de la franquicia a posicionarse tercero en el este, con una marca de 48-34, que únicamente fue superada por los finalistas de conferencia de aquel año, Indiana Pacers (56-26) y Miami Heat (54-28).

Toronto apuntó a hacer un buen Playoffs, pero no lo pudo lograr al ser emparejado con un equipo disfuncional, pero veterano como Brooklyn Nets, que lo marginó producto de un 4-3, además de una tapa ganadora de Paul Pierce en el último juego de la serie.

Al finalizar la temporada 2013-14, LeBron James tomó la decisión de volver a Cleveland, mientras que Paul George sufrió la ruptura expuesta de tibia y peroné en el Training Camp del USA Basketball antes del Mundial de España 2014. Por esto, Toronto, que incorporó a James Johnson, Lou Williams (llegó desde Atlanta, a cambio de John Salmons y una elección de Draft del 2015) y Tyler Hansbrough en la agencia libre, soñaba con tomar el cetro de la conferencia del este.

Los Raptors tuvieron un gran inicio y llegaron a cumplir con su cometido en los primeros meses de la campaña, pero en enero perdieron a DeMar DeRozan a causa de una lesión. Así, bajaron del primer al cuarto lugar, lo que los llevó a emparejarse con los Washington Wizards. Sin el impacto del tocado DeRozan, y con una floja producción de Lowry, volvieron a tener a Paul Pierce como verdugos, cayendo 4-0 en la primera ronda.

Después: de las eliminaciones tempraneras al título del 2019

Foto: Mundo Deportivo.

En el camino al título de junio del 2019, Toronto hizo una interminable lista de traspasos, siendo el arribo de Kawhi Leonard el más recordado (a cambio de DeMar DeRozan y Jakob Poeltl).

Sin embargo, los cuatro involucrados en el movimiento de Rudy Gay fueron, de manera indirecta, claves en la formación del plantel que se hizo con el anillo al vencer a Golden State Warriors por 4-2.

Greivis Vásquez: El venezolano se despidió de los Raptors en junio del 2015, cuando fue enviado a los Milwaukee Bucks a cambio de Norman Powell, un jugador clave en la rotación del plantel. Desde entonces, el sudamericano tuvo pasos fugaces por los Bucks y Nets antes de irse de la liga a causa de sus lesiones.

Patrick Patterson: Fue uno de los dos que dejó la franquicia por decisión propia. El ala-pivote continuó en la franquicia hasta junio del 2017, pero decidió irse ya que no tenía espacio en el equipo ante el arribo de Serge Ibaka (a cambio de Terrence Ross y una primera ronda de draft) y Pascal Siakam.

John Salmons: Como ya se señaló anteriormente, tras la primera temporada fue enviado a los Atlanta Hawks a cambio de Lou Williams y los derechos de Draft del brasileño Lucas Nogueira. Williams ganó el premio al Sexto Hombre del Año del 2015 antes de firmar con Los Ángeles Lakers en la siguiente agencia libre (luego pasó por Houston Rockets y finalmente recaló en Los Ángeles Clippers).

Chuck Hayes: Dejó la franquicia por decisión propia en junio del 2015. Desde entonces, tuvo pasos fugaces por Los Ángeles Clippers y Houston Rockets antes de retirarse.