El pívot encajó un doble en los últimos segundos para guiar el triunfo de Denver sobre Dallas por 107-106.

En la previa del miércoles, la oferta de un duelo con Nikola Jokic y Luka Doncic, dos de los mejores europeos que tiene la NBA, era irresistible. Para alegría de todos, el juego estuvo a la altura y Denver fue un poquito más que Dallas para imponerse por 107-106. Así, el equipo de Michael Malone llegó a una marca de 26-11, válida para continuar siendo el primer escolta de Los Ángeles Lakers (30-7).

Jokic no sólo anotó el doble que posibilitó el triunfo a unos segundos del final, sino también que fue el mejor jugador en el American Airlines Center. El pívot firmó otra gran actuación con 33 puntos (12/20 de campo; 4/6 en triples), siete asistencias, seis rebotes, un robo y una tapa, mientras que fue bien acompañado por Jerami Grant (15), Jamal Murray (14), Mason Plumlee (10-5-4) y Malik Beasley (10).

Dallas tuvo chances de imponerse a través de Doncic (27 tantos, diez asistencias y nueve rebotes), aunque volvió a fallar en los momentos claves para hacerlo. El esloveno no anduvo certero desde lejos (acertó un triple en siete intentos), mientras que el equipo, durante el último cuarto, apenas pudo acertar seis de sus diecinueve tiros de campo y cometió tres pérdidas.

Pese a llegar a gozar de una ventaja máxima de 10 unidades en la primera mitad, y llegar a estar al frente por cinco puntos tras un doble de Tim Hardaway Jr a 2:20 del final (106-101), Dallas no pudo volver a anotar y le dio a su rival la chance de remontar a través del tándem Jokic-Grant.

En la última jugada del partido, Doncic le envió una pelota a la esquina a Finney-Smith y este intentó reversar para que el ex Knicks tome el último tiro desmarcado. Sin embargo, el pase fue malo y el juego acabó con la pérdida del equipo de Rick Carlisle.

Próximo partido:

Dallas Mavericks: recibe a Los Ángeles Lakers, el viernes 10/1 a las 23:45 (ESPN).

Denver Nuggets: recibe a los Cleveland Cavaliers, el sábado 11/1 a las 23:00 (NBA Pass – Directv).