Dallas se recuperó de la caída ante los Clippers con un triunfo sobre Phoenix por 120 a 113, de visitante. Luka Doncic logró una nuevo hito individual en su corta carrera (42 puntos, nueve rebotes y 11 asistencias).

Los Suns arrancaron la jornada con una buena noticia, ya que Ricky Rubio y Aaron Baynes volvieron a integrar de manera conjunta el quinteto titular. El elenco de Monty Williams buscó retomar el rumbo que había logrado en el inicio de fase regular.

El dueño de casa hizo un buen trabajo para recuperar su nivel de juego. Es que llegó a estar arriba por una máxima de 74 a 64 en el tercer cuarto. El base español dejó en evidencia el cambio en el desempeño cuando está en cancha (21 tantos, cuatro aciertos detrás del arco y nueve pases gol). Asimismo, Kelly Oubre Jr (22, cuatro, 10 rebotes y dos robos) colaboró con su explosividad y capacidad anotadora.

Sin embargo, los Mavericks dieron vuelta el partido con un parcial de 56 a 39. Luka Doncic estuvo nuevamente imparable y se lució en casi todas las facetas de juego. Con 42 unidades (nueva marca personal), nueve tableros y 11 pases gol, el armador esloveno terminó el mes de noviembre promediando un triple-doble. Solamente dos jugadores en la historia fueron capaces de alcanzar ese logro (Oscar Robertson y Russell Westbrook).

También hay que destacar la buena actuación de Tim Hardaway Jr, por su efectividad desde el perímetro y colaboración en defensa. El escolta finalizó con 26 puntos (seis triples) y dos recuperos.

 

Con este resultado, Dallas obtuvo su quinta victoria en seis encuentros y se mantuvo en el cuarto puesto del Oeste (12-6). Este domingo visitará a los Lakers a las 18 horas. En cambio, Phoenix (8-10) visitará este lunes a Charlotte a las 21.