Washington se recuperó de las dos derrotas seguidas con una victoria sobre Phoenix por 140 a 132, de visitante. Bradley Beal volvió a ser figura, esta vez con 35 puntos y seis asistencias.

Los Wizards se animan a pelear por los Playoffs en el Este, pese a la ausencia de John Wall. En esta ocasión, el conjunto capitalino sumó un importante triunfo para quedar a un partido del Magic, el octavo en la Conferencia.

Enfrente estaban los Suns, que no pudieron festejar en el regreso de Ricky Rubio a las canchas. La visita aprovechó la baja de Aaron Baynes y encestó 52 tantos en la pintura. Thomas Bryant estuvo firme debajo del aro, convirtiendo 23, capturando nueve rebotes y repartiendo cinco pases gol.

Además, Bradley Beal volvió a estar en un nivel superlativo, siendo uno de los motivos del presente un poco alentador para el equipo. El escolta brilló con 35 unidades (cuatro triples) y seis asistencias. En tanto, Isaiah Thomas ayudó en el perímetro con 12 (dos) y cinco.

Otro dato fundamental para sostener la ventaja en Arizona, fue el notable aporte en la segunda unidad. Cuatro jugadores superaron la barrera de los diez puntos: Ish Smith (21 y siete pases gol), Davis Bertans (16 y cuatro aciertos detrás del arco), Jordan McRae (11 y tres) y Moritz Wagner (11 y dos robos).

 

De esta manera, Washington extendió su récord a 6-10 y se ubicó noveno en la región. Este sábado continuará con su gira de cuatro encuentros al hilo de visitante, cuando se enfrente con los Lakers a las 00.30 (después del viernes). Una hora y media más temprano, Phoenix (8-9) volverá a jugar en casa, esta vez con Dallas.