Los Kings vencieron a los Blazers por 107-99 de la mano de Bogdan Bogdanovic, quien acabó la noche con 25 puntos y 10 asistencias. Los dirigidos por Terry Stotts buscarán la recuperación este miércoles, cuando reciban a los Toronto Raptors.

Las últimas temporadas de los Blazers tienen un factor común. Los de Oregon juegan muchos partidos como visitantes en la primera mitad de la fase regular y no tienen el andar deseado. Pero, a medida que la etapa progresa, los dirigidos por Terry Stotts suman volumen de juego, empiezan a encontrar su funcionamiento y terminan logrando rachas que les permiten colarse en la postemporada.

Una vez dicho esto, Portland está atravesando un momento flojo y lo volvió a demostrar este martes por la noche. Luego de cortar una racha de cuatro derrotas consecutivas en la victoria dominical sobre los Hawks (124-113), el equipo volvió a tener una floja presentación, esta vez en Sacramento. El dueño de casa fue superior en la segunda mitad y se impuso por 107-99 para sumar su cuarto festejo en diez partidos.

La victoria del dueño de casa giró en torno a dos puntos: Bogdan Bogdanovic, y la falta de constancia ofensiva por parte de su rival. En lo que respectó al serbio, el alero apareció desde el banco para ser la figura del triunfo, aportando 25 puntos, 10 asistencias y cuatro robos. A partir de él, el dueño de casa logró un parcial de 35-21 que quebró la paridad en el juego. Más allá de una reacción de la visita, la diferencia fue suficiente para asegurar la victoria. También se destacaron: Buddy Hield (20), Harrison Barnes (16), Nemanja Bjelica (19 puntos y 12 rebotes) y Richaun Holmes (11 y 10).

Por el otro lado, luego de una primera mitad igualada, Portland tuvo un pésimo andar ofensivo, en el que cometió muchísimas pérdidas y nunca pudo recuperarse. Más allá de los rendimientos de Damian Lillard (27-4-5) y C.J. McCollum (24), las 17 pérdidas a lo largo de la noche fueron frenando a un equipo de Terry Stotts que apenas pudo sumar 11 puntos desde el banco, terminando todos los jugadores con una valoración negativa. Lillard cometió cinco de esas pérdidas en el juego, mientras que el resto del equipo no pudo ayudarlo para que pueda salir de la cancha a re-enfocarse.

Los Blazers (4-7) encararán la jornada del miércoles, en la cual enfrentarán a los Toronto Raptors (7-3) a la medianoche, con el decimoprimer puesto del oeste. Por su lado, los Kings (4-6) descansarán hasta el viernes, día en el que viajarán a Los Ángeles, para medirse con los Lakers (8-2), a las 00:30 del sábado en Argentina por la diferencia horaria.