En su vuelta a Charlotte, Kemba Walker sumó 14 puntos (11 en el tercer cuarto) y seis asistencias para la victoria de Boston por 108 a 87. 

Kemba Walker regresó a Carolina del Norte por primera vez tras su partida a los Celtics. Los hinchas del Spectrum Center ovacionaron cada momento posible al base, debido a su enorme sacrificio en los primeros ocho años de su carrera en los Hornets.

 

En el desarrollo del encuentro, el jugador de 29 años defendió los colores del equipo de Masachussetts. De hecho, tuvo una actuación determinante en el tercer cuarto, convirtiendo 11 de sus 14 tantos y entregando los seis pases gol. Y eso que en la primera mitad no había metido ningún lanzamiento, sino apenas tres tiros libres.

Además, Jayson Tatum y Gordon Hayward ayudaron a Walker en la búsqueda de inclinar la balanza a favor de la visita. El alero (23, nueve rebotes y cuatro triples) y el ex Utah (20, 10 y seis asistencias) combinaron 43 unidades con el fin de que los de Brad Stevens sacaran una máxima ventaja de 85 a 65 en ese tercer segmento.

De esta manera, Boston incrementó su racha a seis victorias consecutivas y se coló en el primer puesto del Este. Este sábado visitará a San Antonio a las 19 horas. Dos horas más tarde, Charlotte (4-4) volverá a jugar en casa, esta vez contra New Orleans.