Los dirigidos por Lloyd Pierce vencieron al Magic por 103-99 y son uno de los tres equipos invictos del este. Los locales se impusieron de la mano de un fantástico Trae Young.

Una de las grandes incógnitas que presenta el este es si Atlanta tiene lo necesario para dar el batacazo y meterse entre los ocho equipos que dirán presente en los Playoffs.

Si bien el camino es largo, el equipo de Lloyd Pierce tuvo el arranque ideal. Primero, superó el jueves como visitante a los Detroit Pistons, mientras que este sábado por la noche, en su casa, se impuso al Orlando Magic por 103-99. De esta manera, sumó dos triunfos que pueden ser importantes para cuando llegue el mes de abril.

El encuentro fue muy parejo de principio a fin, pero Atlanta tuvo un plus en el rendimiento de Trae Young. El base acertó cinco bombazos a lo largo de la noche, mientras que clavó 13 de sus 39 puntos en el último cuarto. Además, repartió nueve asistencias, se quedó con siete rebotes y robó dos pelotas, confirmándose así como el héroe del encuentro.

El base también tuvo buenos acompañamientos de Kevin Huerter (10-2-4), Jabari Parker (10) y DeAndre Bembry (nueve unidades y siete rebotes). En tanto, en la visita se destacaron Evan Fournier (23) y Nikola Vucevic (16-10), pero la falta de certeza desde lejos (5/31) evitó que el Magic pueda sumar su segundo triunfo en fila.

De esta manera, Atlanta cerró la primera semana de acción con una marca de 2-0. Ahora afrontará un back-to-back que incluirá un duelo con los Philadelphia Sixers (lunes a las 20:30) en casa, y una visita al Miami Heat (martes a las 20:30). Por su parte, el Magic (1-1) también volverá a jugar el lunes, cuando visite a los Toronto Raptors (20:30).